Piloña

Alcaldía: D. Iván Allende Toraño
Capital: Infiesto
Domicilio Social: c/ Covadonga , 9 33530 INFIESTO
Población Año 2018: 7.101  habitantes.
Teléfono: 985710013
Fax: 985711562
Página Webwww.ayto-pilona.es

pilona

Concejo asturiano situado en la zona centroriental de la región. Limita al norte con Villaviciosa y Colunga, al este con Parres, al oeste con Nava y Cabranes y al sur con los concejos de Ponga, Caso y Sobrescobio. Tiene una extensión de 283, 89 Km2.

El suelo piloñés es montañoso con pequeños valles penetrantes y estrechos, y varias montañas con mucha pendiente pero altitudes no muy pronunciadas. La mayor parte del terreno está sumida en una depresión de edad terciaria en dirección este-oeste y recorrida por el río Piloña. Gracias a los estudios geológicos en la región se vio que diferentes fajas provenientes de Caso formaban una curva semielíptica en el concejo, viendo como en la zona centro predominaba la arenisca gris, así como caliza y otros elementos. Son conocidos buenos bancos de carbón en La Marea, habiendo otros menores en Sotiello y Borines. Hay fajas de pizarra en la sierra de Quess y la sierra de Cayón.

Topográficamente hablando podemos afirmar que Piloña se encuentra envuelta por un conjunto de cordilleras, montañas, picos, etc., estando su cota mínima en Infiesto con 150 metros y su máxima elevación en el Pico Vízcares con 1.419 metros. Por el norte destacamos la cordillera del Sueve y que abarca los concejos de Colunga, Caravia y Parres además de éste. También tenemos al noroeste el cordal Piloña-Cabranes-Villaviciosa con el monte del Otro como mayor altura (653 metros). En la zona central destacamos la sierra de Grandasllanas con el cerro del Rosellón como accidente más destacado (1.125 metros), la sierra de Quess y la sierra del Pino. Un poco más abajo está la sierra de Bedular con el pico de la Peña Ñiaño con 1.075 metros, la sierra de Priede, la sierra de Pesquerín y la sierra de la Frecha. Y en la parte limítrofe meridional tenemos la sierra de Sellón, la sierra de Tameces y la sierra de Aves, donde se encuentra el pico Vízcares.

De su red hidrográfica destacamos el río Piloña, también llamado río grande que nace en la montaña de Villamayor en el concejo de Bimenes, atraviesa Nava, ingresa en el concejo de Piloña por Coya, penetrando posteriormente en Parres, donde se une al río Sella en Arriondas.

A su paso por Piloña el río recoge aguas de diferentes ríos, riegas, y arroyos que echan sus aguas en él. Son de destacar el río Mon, el río de la Cueva, el Espinadero, el Valle, la riega de Corujedo, la riega la Mina, el arroyo de carocea, la riega seca y el río Borines, el cual tiene en su nacimiento la fuente de las famosas aguas minero-medicinales.

El clima de la zona es oceánico, templado, húmedo, y lluvioso, aunque sufre pequeñas variaciones por la ordenación del terreno y su diferente orientación y altitud.

La atmósfera se encuentra muchas veces saturada de vapor acuso, ayudando a este fenómeno los frecuentes vientos del norte y noroeste que sacuden la región. La temperatura media anual es de 12º C.

La vegetación es muy variada y exuberante, predominando los bosques de hayas robles, castaños, avellanos, pinos y eucaliptos habiendo también cultivos de nogales y manzanos.

Infiesto, situado a orillas del río Piloña, es la capital del concejo. Es el núcleo más poblado del territorio, aunque en los últimos años ha sufrido un descenso poblacional debido a la emigración.

Históricamente Piloña se caracterizó por ser un concejo creciente, poblacional y demográficamente hablando, hasta la primera mitad del siglo XX, en el que la emigración a terrenos ultramarinos primero, y las salidas al centro de Europa y los centros industriales del Principado después, cambiaron las tornas para ver como poco a poco se reducía su población de casi 20.000 habitantes en 1930 a 8.799 en la actualidad, teniendo una densidad de población de 34,3 habitantes/km2. Así todo, las estructuras demográficas empiezan a desequilibrarse, con un paulatino envejecimiento de la población, aunque la relación entre hombres-mujeres se encuentra bastante pareja, siendo una de las más equilibradas del Principado de Asturias.

El núcleo más importante de población hoy en día es su capital Infiesto que concentra mas del 20% del total, seguido de las poblaciones de Villamayor y Sevares, siendo elemento común en las tres el paso del río Piloña y de la carretera N-634.

El sector agropecuario, históricamente, fue el principal soporte económico del municipio, siendo relegado en dicha función actualmente por el sector terciario de los servicios, que es el que mayor número de empleos genera hoy en día. Aun así, todavía el sector primario tiene una importante presencia en el concejo, representando a un total del 34,85% del empleo local, siendo la ganadería la principal actividad dentro de él, teniendo la cabaña vacuna, tanto para su producción láctea como cárnica, la que mayor implantación tiene. En cuanto a los terrenos, decir que un 3% corresponde a cultivos, un 32% a pastos y un 50% es de uso forestal.

El sector secundario y de la construcción, emplea a un total del 28,65% de la población ocupada, siendo esta última actividad la que se lleva la mayor proporción. Le siguen la industria alimenticia y las de madera, corcho y mueble.

Por último, al sector terciario de servicios corresponde un 36,5% siendo el comercio y la hostelería el destino mayoritario. Este sector ha sido el único que ha crecido en los últimos años, aunque no en una gran proporción, debido en gran parte a que muchas funciones de carácter comarcal han sido asumidas por Arriondas, capital del concejo de Parres. La mayor parte de las licencias comerciales se concentran en Infiesto, Capital municipal.

Referente al arte prehistórico hay que destacar varias cuevas en las que se encontraron vestigios de importancia siendo la más importante la del Sidrón, la cual posee diversas pinturas de vulvas como en las demás cuevas asturianas de la misma época.

Dentro de la arquitectura religiosa hay que destacar varios edificios religiosos de gran interés. La iglesia de San Juan de Berbio, actualmente en ruinas, formaba parte de un monasterio y posee restos románicos, aunque la mayoría pertenece a al reconstrucción realizada en el siglo XVIII. La estructura actual nos presenta una sola nave, con cabecera cuadrada y rodeada por un pórtico.

De reminiscencias románicas también puede señalarse la iglesia de Santa María de Villamayor, que forma parte del monasterio de las benedictinas, y el cual posee una historia especial al ser suprimido por el obispo Gutierre de Toledo a causa del no cumplimiento de algunas reglas monásticas. Es una construcción de una alta calidad, tanto por los materiales utilizados como por la decoración empleada. Los restos originales conservados son el ábside y la portada sur.

Otro edificio medieval es la Iglesia de San Pedro de Beloncio, con elementos tardorrománicos como la portada lateral, formada con un arco de medio punto con decoración basándose en bolas cistercienses y tornapolvos con capiteles de tosca decoración. Cerca del valle de Quess encontramos el santuario de La Virgen de la Cueva, a orilla del río de La Marea, siendo objeto de devoción desde el siglo XVI. Fue en 1936 depósito y fabricación de pólvora y reformada completamente en 1983 dotándola de un aspecto muy poco semejante a su aspecto original. Por último señalaremos la iglesia parroquial de San Antonio de estilo ecléctico y ciertos toques modernistas.

Respecto a la arquitectura popular, Piloña se caracteriza por la abundancia de casonas y caseríos. Destacamos la casa y la torre de la familia Villa en Miyares edificada a finales del XVI y principio del XVII. A la forma original de la torre se le van añadiendo nuevos cuerpos a su alrededor. Presenta un perfil almenado de estilo historicista.

También hay que mencionar el Palacio de Sorribes, fundado en el siglo XVIII, es un edificio de dos pisos y presenta una fachada con un gran desarrollo horizontal, estando ordenados los vanos siendo el central un balcón con voladizo.

En la Goleta se halla el Palacio de Cutre, con escudo de los Oviedo-Portal en la torre y capilla independiente frente al palacio. En Infiesto se halla el palacio del Marquesado de Vistalegre, del siglo XVIII y que cuenta con la capilla de Santa Teresa de 1666.

De tiempos más actuales destacamos el edificio del Ayuntamiento (1882), de estilo neoclásico y que presenta un patio central cubierto de hierro y cristal, teniendo una gran escalera que da acceso al segundo piso. Otra edificación moderna son las escuelas municipales, edificadas en 1910, estructurado en una sola nave con forma de “T”. El balneario de Borines y diversas casas indianas, como las de la Casona de Sotiello en Sevares o la Casona de La Estrada, configuran el resto de construcciones importantes del municipio.

Entre sus fiestas destacaremos. En el mes de abril, es la Feria anual de primavera en Infiesto. En el mes de junio, las Fiestas del Corpus en Villamayor. En el mes de agosto, son las fiestas de San Antonio en Infiesto, San Pedro en Sevares y la Feria del Asturcón en el Sueve. En mes de septiembre, Nuestra Señora de la Cueva en Quess y las Fiestas del Cristo en Coya, En el mes de octubre, es el Festival de la avellana y fiestas de Santa Teresa de Jesús en la localidad de Infiesto.

En todas las fiestas que se realizan en el concejo, es habitual el uso de los trajes regionales, bailándose jotas locales, giraldillas y el fandango de Piloña. En las celebraciones religiosas es habitual el uso de la toca de paño ribeteada con cinta de terciopelo.

Entre sus fiestas destacaremos. En el mes de abril, es la Feria anual de primavera en Infiesto. En el mes de junio, las Fiestas del Corpus en Villamayor. En el mes de agosto, son las fiestas de San Antonio en Infiesto, San Pedro en Sevares y la Feria del Asturcón en el Sueve. En mes de septiembre, Nuestra Señora de la Cueva en Quess y las Fiestas del Cristo en Coya, En el mes de octubre, es el Festival de la avellana y fiestas de Santa Teresa de Jesús en la localidad de Infiesto.

Importante también es el Festival de la Avellana, que fomenta el cultivo de dicho fruto así como su utilización en la repostería tradicional y moderna.

En todas las fiestas que se realizan en el concejo, es habitual el uso de los trajes regionales, bailándose jotas locales, giraldillas y el fandango de Piloña. En las celebraciones religiosas es habitual el uso de la toca de paño ribeteada con cinta de terciopelo.

esc_pilonaRepresenta en campo de azur un caballero armado de punta en blanco seguido de un escudero, ambos a lomos de caballos vadeando el río Piloña.

La enseña piloñesa incorpora el mote o divisa en oro: ” ADELANTE MI ESCUDERO QUE MI CABALLO PIE HALLA”. Estas palabras rememoran el paso del río Piloña por el rey don Pelayo, cuando éste se dirigía hacia la batalla del año 721.

Durante la Monarquía asturiana, el valle piloñes es paso obligado entre la zona central y los valles orientales de la región. La crónica que narra la marcha de Pelayo desde Gijón a Covadonga para iniciar la reconquista deja constancia de la escena que recoge el escudo de Piloña.

Gran enciclopedia Asturiana.
Autor: Silverio Cañada.

Geografía de Asturias.
Ediciones: Prensa Asturiana S.A.

Asturias a través de sus concejos.
Ediciones: Prensa Asturiana S.A.

Heráldica institucional y vexilología del Principado de Asturias.
Ediciones: Principado de Asturias.
Autor: Eduardo Panizo Gómez.

.